Las sardinas y el deporte

Se ha escrito mucho sobre alimentación deportiva: hidratos de carbono, proteínas, grasas, productos de suplementación…

Muchos deportistas siguen una dieta sana y equilibrada que incluya de todo, desde verduras hasta carne o pescado. Las sardinas, es uno de los alimentos para deportistas más interesantes que tenemos en nuestros mares.

¿Que beneficios aporta la sardina en conserva a la práctica deportiva?

Los beneficios de la sardina

Primero veamos cómo beneficia a tu organismo el consumo de sardinas . Como pescado azul que és tendrá los mismos efectos que pueda tener el salmón, por ejemplo.

Son ricas en ácidos grasos insaturados Omega 3, lo que te ayudará a reducir los niveles de colesterol y de triglicéridos si los tienes demasiado elevados.

También puedes reducir el riesgo de sufrir enfermedades cardíacas gracias a la vitamina B12, a la vitamina D ayuda reducir las posibilidades de padecer artritis a lo largo de tu vida. De hecho las sardinas son muy buenas para la artritis ya que la niacina mejora sus síntomas, además de reducir el riesgo de Alzheimer.

En cuanto a los minerales ,una lata de sardinas aporta el 35% de cantidad diaria recomendada de calcio (fortalece los huesos y ayuda a que músculos y nervios funcionen bien), un 15% del hierro que necesitas (esencial para la formación de glóbulos rojos y el transporte de oxígeno allá donde lo requiere el organismo), un 45% del fósforo (formación de ADN y almacenamiento de energía) y un 10% de potasio (controla la presión, reduciendo el riesgo de que padezcas problemas de corazón).

Una lata de 100 gramos de sardinas envasadas en aceite de oliva como las que puedes encontrar en La Tienda de las Conservas te aportan 191 calorías, 22,7 gramos de proteínas y 10,5 gramos de grasa de los que solo 1,4 son grasas saturadas. Son casi la mitad de las proteínas que debes consumir a diario y un 16% de las grasas -el 7% de grasas saturadas-.

Beneficios de la sardina para deportistas

En deportes de gran intensidad o larga duración, como el triatlón, el ciclismo o el running de larga distancia, necesitarás grasas de calidad. Como vimos, las sardinas suponen una gran fuente de ácidos grasos Omega 3, grasas saludables que debes consumir preferentemente antes que las grasas saturadas, que deberías evitar en la medida que lo posible. El cuerpo recurre a estas grasas cuando necesita energía, normalmente a los 20 minutos de estar haciendo deporte.

Destacar de que el Omega 3 es antiinflamatorio y ayuda a reforzar el sistema inmunológico lo que reduce el riesgo de sufrir alguna lesión. Este papel antiinflamatorio e inmune también te ayudará a recuperarte mejor después del esfuerzo, lo que te ayudará a mejorar el rendimiento y a reducir la fatiga durante el ejercicio.

Esos 22,7 gramos de proteínas que te aportan un 45% de las que necesita el cuerpo a diario para funcionar bien, también te serán muy útiles a la hora de hacer deporte. La proteína se forma a partir de los aminoácidos, y lo que en realidad necesitas son esos aminoácidos para que el cuerpo genere sus propias proteínas

Deja un comentario

× ¿Cómo puedo ayudarte? Available from 10:00 to 19:00